EL MIEDO ATRAE ENTIDADES NEGATIVAS


El miedo atrae entidades negativas - Mayte del Sol

El miedo atrae entidades negativas – Mayte del Sol

 

Aunque el próximo texto que tenía previsto publicar era la segunda parte de los Ataques Psíquicos, la situación actual que vivimos me ha obligado a cambiar de planes.

 

Como ya sabéis, asistimos en los últimos tiempos a unos momentos muy críticos para los habitantes de este planeta. El COVID o CORONAVIRUS está haciendo estragos en la salud de la población mundia. Por desgracia, ninguno estamos a salvo de sentirnos atacados por dicho virus.

 

Son miles ya de muertos en numerosos países. Eso nos hace entrar en pánico por temor a ser contagiados por este virus que ha aparecido repentinamente, pero que está diezmando la población de muchas naciones. El miedo a que nuestro vecino nos contagie, el confinamiento en nuestros hogares al que nos obligan los diferentes gobiernos, los hospitales saturados y sin material para atender a los enfermos que llegan a cientos en cuestión de horas… todo ello nos general un pánico atroz, cosa muy lógica.

 

Aparte de todo lo anterior, estar recluidos en casa nos hace darle muchas vueltas a la cabeza, y en ese momento sentimos MIEDO. Como muchas veces he dicho, éste es el peor sentimiento que puede existir a nivel energético, pues nos hace vibrar muy bajo. Pero aparte del tema emocional, nuestro cuerpo también reacciona fisiológicamente de una manera muy concreta ante este sentimiento tan nefasto.

 

El miedo atrae entidades negativas

El miedo atrae entidades negativas

Cuando sentimos miedo, nuestro cuerpo genera en grandes cantidades una hormona llamada CORTISOL, a la que se le denomina «la hormona del estrés». Cuando se disparan fuertes estados de pánico, si estos son constantes y el pánico muy duradero, el Cortisol se desmanda y suprime el sistema inmunológico de la persona, llegando a desactivarlo. Es entonces cuando somos caldo de cultivo para que aniden en nuestro cuerpo diversas enfermedades. Incluso la ciencia habla de que un exceso de Cortisol podría llegar a matar a una persona ante la incapacidad de su sistema inmune. El pánico tiene unos efectos letales sobre el cuerpo humano, y de ahí que dejarse llevar por él sea muy fácil pero poco recomendable.

 

Aparte de eso, el miedo nos hace vibrar muy bajo, cosa altamente peligrosa. Los que habéis leído alguno de mis artículos en este blog, sabréis que he hablado a menudo de ello. Vibrar muy bajo atrae muchas entidades negativas, de lo cual no somos conscientes porque estamos tratando de sobrevivir como podemos. Cuando tenemos miedo, los parásitos astrales – sean del tipo que sean -, encuentran el territorio abonado para acercarse e instalarse junto a nosotros. Esa oscuridad que desprendemos, esa ruptura de nuestra armadura astral por numerosos huecos que se pueden generar en nuestro aura, provoca que se cuelen dichas entidades. A partir de ese momento, el o los invitados indeseables se instalan a conciencia en nuestro campo energético, y luego puede resultar muy difícil echarlos fuera.

 

Por eso os recomiendo que, a pesar de lo que está suciendo, del lógico temor que esta pandemia sanitaria nos inspira a todos, no nos dejemos arrastrar por el miedo. Vibremos alto o, al menos, intentémoslo. Es una de las mejores armas para combatir la enfermedad (recordad lo que os he dicho del Cortisol), y también para reforzar nuestro campo energético y mantenernos libres de ese otro tipo de ataques, invisibles igualmente, pero muy dañinos también.

 

Os deseo a todos mucha fuerza y coraje, y estad seguros de que esta pandemia acabará terminando. Es muy probable que ya nada vuelva a ser igual, pero se trata de sobrevivir y adaptarse a los nuevos tiempos.

 

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *